lainformacion.comModa y belleza

Practicopedia > Categorías > Moda y belleza > Moda Femenina > Cómo llevar unas bermudas bien femeninas

Cómo llevar unas bermudas bien femeninas

Ten en cuenta el corte de la prenda según la forma de tu cuerpo

bermudaselegante01_0.jpg
Shorts femeninos elegantes que levantan pasiones. FOTO: Thinkstock

05/07/2011 por: Lunares

Menos arriesgada que el pantalón corto, la bermuda te permitirá estar fresca sin renunciar a vestir con estilo. Descubre todas las ocasiones en que puedes optar por ponértela.

  1. 1 En la oficina.

    Ahora que el calor se hace intenso, los trajes chaqueta que de tantos apuros nos sacan en invierno no apetecen nada. Pero no te pases horas delante del armario cada mañana decidiendo qué te pones para ir a trabajar en esta época. La bermuda es la solución perfecta. Es menos arriesgada y más adecuada que el pantalón corto, una prenda, esta última, que debes descartar al menos que trabajes en un chiringuito en la playa.
    Con este tipo de pantalón te verás estilosa ya que guarda el toque distinguido del traje sastre pero a la vez otorga gran comodidad y es fresca. Además te permite libertad de movimiento y es de lo más combinable. Toma nota.

    Una de color negro te quedará perfecta con una blusita fina de raso abotonada al centro. Opta por el blanco o el beige para ella. Acompaña el conjunto con una chaqueta o blazer también de color negro que puedes remangar si quieres dar un aire más informal. Unas sandalias oscuras de tacón medio o unas bailarinas de colores vivos son la solución para tus pies. No olvides añadir algún complemento como un collar vistoso o un pañuelo atado al cuello.

    Otra prenda ideal para lucir con tu bermuda es la chaqueta de punto. Decídete por un estilo marinero y usa una blanca o azul junto a una camiseta a rayas que alterne el azul marino o el rojo con el blanco. Escoge tu chaqueta también en color marino. De maravilla te verás con una bermuda en tonos beige y una camiseta con motivos florales en blanco y verde y una chaqueta de este último color.

  2. 2 Tomando una copa.

    Aunque te cueste creerlo una bermuda puede dar un toque elegante y sofisticado si tienes un plan nocturno. Se llevan los tonos oscuros y los tejidos brillantes y lujosos, como por ejemplo el raso o el satén. No dudes en conjuntarla con un top negro del mismo tejido o con una camisa semi transparente. ¡Estarás de lo más sexy! Tus pies no se pueden quedar atrás. Escoge unas sandalias de tacón alto en tonos dorados o con algo de pedrería, que además de glamour resaltarán el moreno de tus piernas si ya has tenido tiempo de broncearte.

    Si eres muy amiga de los colores aquí está tu estilismo perfecto: una blusa con escote cuadrado y espalda descubierta en un tono rosa chicle o malva aunque las combinaciones son múltiples, ¡el negro pega con casi todo! En cuanto al calzado elige unos zapatos con dedos al descubierto (peep-toes) en tonos anaranjados. Atrévete a combinar colores chillones y descarta la idea de que vas a parecer un payaso. Piensa que el negro rompe y supone un descanso a la mirada al ser la prenda central. Así que, ¡ya tienes tu look para aguantar hasta altas hora de la madrugada!

  3. 3 No soy clásica vistiendo, ¿la bermuda es para mí?

    ¡Por supuesto! Aunque a priori esta prenda pueda parecer muy sobria y pienses que no encaja con tu estilo, vamos a darte un consejo que te hará cambiar de opinión. Descarta los colores más neutros como el blanco, el azul marino, los terrosos y el beige y olvídate de los cortes rectos para tu bermuda. El azul eléctrico, el fucsia, el rojo, el amarillo o el verde manzana, entre otros, se están llevando mucho. Utiliza una camiseta blanca con algún dibujo que tenga las mismas tonalidades que la bermuda elegida y llévala por fuera. Por último, cálzate unas manoletinas blancas. ¡Tendrás un aire de lo más juvenil!

  4. 4 ¿Qué bermuda me sienta mejor?

    Aunque esta prenda, por lo general, queda bien a la mayoría de las mujeres, te lanzamos algunos trucos para elegir la que te quedará perfecta. No utilices una bermuda excesivamente ajustada si tienes los muslos regordetes o demasiado marcados por el gimnasio ya que tenderás a ensancharlos más. En este mismo caso, deberás optar por los cortes rectos, que rompen las formas redondeadas. Si no eres muy alta es mejor que escojas una bermuda que te llegue por encima de la rodilla y es preferible que no tenga dobladillas al final ya que esto hará que visualmente se acorte tu figura. Unos buenos tacones son la mejor solución en cualquier caso. Si tu altura es elevada una bermuda con pernera ancha te favorecerá muchísimo y si tienes las piernas cortas y el torso largo procura que tu bermuda sea de cintura alta.

  5. 5 Como de safari.

    No es que te vayas a ir directamente a África como hacía el personaje de Sigourney Weaver en la película “Gorilas en la niebla”, pero ese tipo de atuendo te vendrá estupendo para aquellas jornadas en las que la comodidad debe primar. Por ejemplo, si tienes que viajar durante largas horas, para un día intenso de compras o para retozar con los niños en el parque. Así estarás confortable sin renunciar a vestir con estilo. Elige bermudas de colores neutros: verdes militares, camel, caramelo y terrosos. También se llevan mucho los estampados de camuflaje o los salvajes que imitan el pelaje de ciertos animales como leopardos o serpientes. Utiliza camisetas de tirantes de algodón y una camisa de manga corta desabrochada que caiga por encima. También puedes anudarla justo a la cintura. Utiliza unas zapatillas de tela con cordones en tonos pastel (amarillas o grises) o unas chanclas tipo Hawaiana. ¡Ya estás a punto para cualquier “aventura”!

También te puede interesar

Cómo ponerse un liguero

Cómo vestir como Megan Fox

 

Subido el 05/07/2011 por:

Lunares
Lunares

Artículos de calidad. Moda, belleza y paternidad.

  • 0 Vídeos
  • 80 Textos
  • Total: 80

Artículos relacionados

Videos relacionados